Comunicado de prensa de la ADSP-IB: ANTE LA POLÉMICA DEL NOMBRAMIENTO DEL JEFE DE SERVICIO DE NEFROLOGÍA EN EL HOSPITAL SON ESPASES

 

Comunicado de prensa de l´Associació per a la Defensa de la Sanitat Pública de les Illes Balears (ADSP-IB).

Palma, 18/02/2019

Nuestra asociación tiene definidos unos principios básicos en defensa de una sanidad pública y de calidad, principios que también reciben el apoyo  de las organizaciones que forman parte de la Plataforma Ciutadana per la Sanitat Pública de les IB.

Estos principios expresan la necesidad de:

– Una total transparencia en la gestión del sistema sanitario como parte de toda política de gestión pública.

– Una gestión sanitaria pública, con políticas de recursos humanos que potencien la dedicación exclusiva de los profesionales a la asistencia pública.

– Una política de recuperación de las privatizaciones o externalizaciones, mediante la rentabilización de los servicios públicos.

En base a ellos, y ante la polémica del nombramiento del jefe de servicio de nefrología del Hospital Universitario Son Espases (HUSE), exponemos que:

  1. Nuestra asociación quiere manifestar su preocupación por el procedimiento vigente para la asignación de plazas de Jefes de Servicio por parte del Servei de Salut de les IB, muy alejado de los necesarios criterios de igualdad, mérito, capacidad y publicidad, los cuales son inexcusables cuando es convocada una plaza en la administración pública.
  2. El Servei de Salut de les IB debe explicar con absoluta claridad cuáles fueron los mecanismos seguidos para hacer pública la convocatoria de la jefatura del servicio de nefrología, cuáles han sido los criterios y los resultados de la baremación a la que se han sometido los aspirantes así como el informe del comité asesor nombrado a tal efecto.
  3. Consideramos inadmisible que en las convocatorias para cubrir plazas de jefes de servicio médico no se exija el requisito de dedicación exclusiva. Máxime en este caso, donde la progresiva concertación de hemodiálisis en centros privados hace más necesaria, si cabe, la exigencia de incompatibilidad entre la jefatura de servicio y el trabajo en el ámbito sanitario privado para evitar el conflicto de intereses en la gestión de un área tan importante de la actividad sanitaria.

 

 

DE LO JUSTO A LO ABUSIVO – Copago y gastos farmacéuticos en IB

Publicado en Diario de Mallorca 4/02/2019

Francesc Puigventós

Associació per a la Defensa de la Sanitat Pública de les IB (ADSP-IB).

Desde 2012 los jubilados de Baleares y del resto del estado vieron sus economías afectadas no solo por la práctica congelación de sus pensiones, sino por tener que pagar por los medicamentos recetados, debiendo abonar el 10 % del precio de los  mismos con unos máximos mensuales en función de la renta. Al mismo tiempo se estableció que este copago fuera del 40% al 60 % para los trabajadores activos.

Debido al copago, en 2017 los 189.000 pensionistas de Baleares aportaron de su bolsillo aproximadamente 10 millones de euros por los medicamentos recetados, además de asumir también el pago completo de los medicamentos excluidos de financiación en 2012 (el “medicamentazo”). La contribución del bolsillo de los pensionistas al pago de sus medicamentos ha sido esencial para moderar durante los años de crisis el aumento del gasto farmacéutico a cargo de los presupuestos de la comunidad. El gasto en recetas disminuyó de forma importante en Baleares a partir de 2012 y todavía en 2017 este gasto se mantenía inferior al de antes de su aplicación.

No obstante, este copago ha producido una gran dificultad de acceso a los medicamentos necesarios para el tratamiento de las personas con bajos ingresos. Muchas personas han abandonado todo o parte del tratamiento por no disponer de recursos. La última encuesta del Barómetro Sanitario publicado por el Ministerio de Sanidad, estimó que fueron cerca de 40.000, las personas de Baleares que no pudieron acceder a medicinas por falta de dinero. Muchos de ellas son jubilados y jubiladas con bajas pensiones, pero también afecta a personas de todas las edades sin recursos o con rentas muy bajas. Es lo que se ha venido en llamar la “pobreza farmacéutica”. Hay que tener en cuenta que en nuestra comunidad autónoma según el Informe EAPN de 2018, sobre seguimiento de indicadores de exclusión social, el 21,3 % de la población está en situación de pobreza, incluyendo 86.000 personas con índice de “pobreza severa”, es decir que ingresan menos de 355 € mensuales por unidad de consumo.

Con la aprobación por el Parlament de los presupuestos de la comunidad para el año 2019, desde el uno de enero de este año se ha hecho efectiva la anulación del copago para todos los pensionistas de les IB con una renta inferior a 100.000 euros.

Desde la ADSP-IB entendemos que la decisión de anulación del copago, ha sido un gran paso, apoyamos la medida, y pensamos que debería ampliarse a los trabajadores activos, especialmente a los de rentas bajas, y para aquellas personas con escasos recursos, afectados por la “pobreza farmacéutica”, debiéndose revisar y ampliar la actual normativa que ya contempla algunas situaciones.

El derecho a la salud, a la atención sanitaria y a recibir los medicamentos que se necesitan, es un derecho humano que debe estar garantizado en nuestra sociedad. La sanidad pública está basada en el principio de solidaridad contributiva, de forma que   todos pagamos a través de impuestos, y recibimos la atención sanitaria sin pagar de nuevo, cuando la enfermedad nos obliga a acudir a los servicios sanitarios. Si el paciente además de haber pagado ya sus impuestos, se ve obligado a volver a pagar en el momento del uso ,  paga dos veces rompiéndose el principio de solidaridad ya que paga más aquel que más utiliza la sanidad, es decir el ciudadano más enfermo. Desde la ADSP-IB creemos que la sanidad pública debe garantizar que toda persona tenga acceso a los medicamentos correctamente indicados y prescritos.

 

De los abusos a los precios abusivos.

Se ha argumentado que el copago buscaba reducir el consumo innecesario de medicamentos. Pero creemos que la responsabilidad del uso racional de medicamentos y la evitación de posibles abusos no debe recaer en los usuarios que son meros consumidores de aquello que se les indica por parte de los profesionales. Siendo la prescripción adecuada la estrategia correcta  para evitar el sobreconsumo inducido por intereses promocionales de la industria de la salud. El copago resulta un método absolutamente injusto, ya que reduce igual el uso de la prescripción necesaria y de la supuestamente innecesaria.

El verdadero abuso por el gasto por medicamentos se produce en otro lugar y por otros motivos. Se debe a los precios extraordinariamente elevados de los nuevos medicamentos comercializados por las compañías farmacéuticas. En los últimos años se ha producido una escalada precios, sobre todo en los medicamentos hospitalarios, que se dispensan a los pacientes ingresados y también a pacientes ambulatorios con enfermedades graves que requieren tratamientos costosos. Sin embargo, nuestro sistema público de salud ofrece una cobertura completa de estos medicamentos. Son por ejemplo  los medicamentos para el tratamiento del sida, la hepatitis, el cáncer, las enfermedades raras, la esclerosis múltiple y otros procesos neurológicos,  enfermedades autoinmunes, etc.,…

Los precios de estos medicamentos pueden ir de 15.000 € hasta 400.000 € para un solo curso de tratamiento y muchas ocasiones se trata de tratamientos crónicos o de larga duración, o procesos oncológicos de muy alto coste. El peso de estos medicamentos en el aumento del gasto farmacéutico público es impresionante. En Baleares el total de gasto farmacéutico (hospital + receta) asciende en 2018 a aproximadamente 400 millones de €, con un incremento del gasto en medicamentos hospitalarios de unos 28 millones de € adicionales, respecto al año anterior.  Este aumento del gasto de medicamentos hospitalarios en un solo año, dobla como mínimo el aumento de gasto público previsto por la anulación del copago en receta.

La industria farmacéutica impone precios abusivos gracias a la existencia de una regulación basada en patentes y derechos de propiedad, que les permite en la práctica imponer precios de monopolio. Así obtiene unos márgenes de beneficio extraordinarios en comparación con otros sectores industriales, que no se justifican, a pesar del relato que se difunde, por las inversiones realizadas en investigación.

Muchas organizaciones, sociedades científicas y ONGs, han denunciado esta situación y creado la plataforma NO es SANO para impulsar alternativas. El  Servei de Salut de les IB se adhirió a las propuestas de esta plataforma,  el pasado mes de septiembre.

Un excelente compromiso pero que creemos necesita concretarse en actuaciones que permitan disminuir el gasto y moderar la escalada de los precios abusivos de los medicamentos, que absorben de forma creciente los recursos de la sanidad, en detrimento de inversiones y otras partidas asistenciales necesarias para mantener un sistema de calidad.

Francesc Puigventós

Associació per a la Defensa de la Sanitat Pública de les IB (ADSP-IB).

 

Plataforma Ciutadana per la Sanitat Pública en los medios – Comunicado de prensa 26/07/2018

Diario de Mallorca
https://www.diariodemallorca.es/mallorca/2018/07/27/diez-entidades-piden-govern-que/1334500.html

La Vanguardia
https://www.lavanguardia.com/local/baleares/20180726/451111522690/la-plataforma-por-la-sanidad-publica-balear-pide-al-ministerio-la-recuperacion-y-mejora-del-sistema-sanitario.html

Europa Press
http://cadenaser.com/emisora/2018/07/26/radio_mallorca/1532600793_778920.html

20 minutos
https://www.20minutos.es/noticia/3404183/0/plataforma-por-sanidad-publica-balear-pide-al-ministerio-recuperacion-mejora-sistema-sanitario/

el medico interactivo
http://elmedicointeractivo.com/entidades-sociosanitarias-de-baleares-proponen-medidas-para-mejorar-la-sanidad-publica-de-las-islas/

Diario de Mallorca
https://www.diariodemallorca.es/mallorca/2018/07/26/hay-un-hospitalocentrismo-tenemos-que/1334334.html

Cadena Ser Mallorca
http://play.cadenaser.com/audio/ser_mallorca_hoyporhoymallorca_20180726_122000_132000/?ssm=whatsapp
min 12:45 a 35:15

RTVE informativo
http://www.rtve.es/m/alacarta/videos/informatiu-balear/informatiu-balear-2-26-07-18/4675375/?media=tve
min 7:40 a 8.35

IB3Radio
https://s3.amazonaws.com/media.ib3alacarta.com/eeeeb5c0-1941-4e25-884d-91010e713d8d/cfad76e9-79a0-4621-96c3-9169cad25115/6-308-51647.mp3
min 5:25 a 20:15

SANIDAD PÚBLICA A EXAMEN

Programa especial de de IB3TV dedicado a repasar la situación actual de la sanidad pública 8/5/2018 en “5 días”.
https://goo.gl/FAWj8D
(http://ib3tv.com/carta Programa “5 dies darrera hora”. 8/5/2018 Min 38:30)

Campaña Nadie al Margen.
Análisis de la situación de la atención sanitaria en nuestro país.

Con entrevistas a Alberto Gundín coordinador de Metges del Mon Balears que presentó la campaña “Nadie al margen” sobre las consecuencias sanitarias de los recortes para la población más vulnerable y del aumento de desigualdades producidas en nuestro país.
Se detallaron los datos económicos de la disminución del gasto sanitario público, la menor inversión producidos de los últimos años y se expusieron sus consecuencias para los pacientes y para la sostenibilidad del sistema sanitario. Cabe destacar la falta de acceso universal a la sanidad que reguló el RD 16/2012, y que lleva a la progresiva desigualdad y la exclusión de las personas más vulnerables. Para los pacientes es un problema importante el copago de los medicamentos por parte de los pensionistas y de los trabajadores activos, así como la exclusión de su financiación de 400 medicamentos que reguló el RD 16/2012.

También participó en el programa Quico Puigventós de l´Associació per a la Defensa de la Sanitat Pública de les IB, que explicó el elevado gasto en medicamentos producido en los últimos años, debido a los altos precios y denunció la falta de transparencia y opacidad que la actual regulación legal en este tema permite. Llamó la atención sobre el alto coste de los nuevos medicamentos hospitalarios para enfermedades que solo cubre la sanidad pública (Medicamento para el cáncer, autoinmunidad, hepatitis, SIDA, esclerosis, fibrosis quística, enfermedades raras, etc). El aumento del gasto año en año, conlleva que se dedique más presupuesto público en los mismos, que una parte de las necesidades de la sanidad pública no se puedan atender adecuadamente, como inversiones, personal, etc, lo que puede repercutir en problemas como las listas de espera.

Un total de nueve entidades reivindican una mejor gestión de la sanidad pública en Baleares

Un total de nueve entidades de diferentes ámbitos de Mallorca han reivindicado este jueves una mejor gestión de la sanidad pública y han criticado que Baleares esté entre las tres Comunidades Autónomas que «más parte de su presupuesto público dedica a la sanidad privada».

En la reunión que se ha celebrado este jueves en la sede de Médicos del Mundo, estas entidades integrantes de la Plataforma Ciudadana por la Sanidad Pública de Baleares han exigido medidas para disminuir las listas de espera que vayan «más allá de los planes de choque o de convenios con centros privados».

Según un comunicado, se han reclamado «verdaderas soluciones estructurales, organizativas o de adecuación de recursos» para una gestión a largo plazo de las listas de espera, con el fin de que la ciudadanía sea atendida «sin esperas injustificables y sin necesidad de derivación a centros privados».

Además, desde la Plataforma han expresado la necesidad de «recuperar los servicios privatizados que se pagan con dinero público en los hospitales del servicio de salud».

Asimismo, estas entidades también han solicitado acciones para garantizar una negociación «justa, equitativa y transparente de los medicamentos, evitando los precios abusivos».

De este modo, en la reunión se ha subrayado la petición de contar con una sanidad «universal, gratuita y de calidad, financiada por impuestos públicos».

La Plataforma ha redactado un manifiesto en el que se solicita implementar «políticas que consideren la atención sanitaria como uno de los derechos humanos y con una perspectiva de género, que elimine las desigualdades entre las mujeres y los hombres».

Entre otros aspectos, las entidades participantes en la firma de dicho manifiesto han reivindicado «transparencia» en la gestión del sistema sanitario y la participación de la población y profesionales en la gestión de áreas de salud, hospitales y centros de salud, con la creación de los Consejos de Salud que están definidos en la ley General de Sanidad d 1986.

Por último, la Plataforma ha hecho un llamamiento a la ciudadanía, entidades profesionales, asociaciones de pacientes y organizaciones sindicales y políticas para que se adhieran al manifiesto.

Enlace de esta noticia: Europapress

La alianza «No es sano» exige sanear el modelo de innovación de los medicamentos

Profesionales sanitarios denunciaron la falta de transparencia de la industria farmacéutica

El Club Diario de Mallorca acogió el pasado jueves 15 de febrero una mesa redonda en la que se presentó la campaña ´NO ES SANO´, una alianza de varias organizaciones no gubernamentales, colegios profesionales y asociaciones científico-profesionales cuya misión es «exigir con urgencia una reforma del sistema de innovación de los medicamentos para que se garantice el derecho a la salud y el acceso de la ciudadanía a los fármacos a un precio asequible».

Participantes

En el acto intervinieron Francesc Puigventós, farmacéutico experto en evaluación de medicamentos, Miguel Reyero, miembro de Médicos del Mundo, Mª Eugenia Carandell, médica de Atención Primaria y coordinadora del Gabinete Técnico del Ibsalut, Irene Bernal, coordinadora de Políticas de ´NO ES SANO´ y Rafael Berlanga, médico miembro de la asociación para la Defensa de la Sanidad Publica de Baleares.

Enllaç d´aquesta noticia: http://www.diariodemallorca.es/mallorca/2018/02/17/alianza-sano-exige-sanear-modelo/1288684.html

 

El alto precio de los medicamentos a debate

• La Associació per a la Defensa de la Sanitat Pública, Metges del Món Illes Balears y la campaña No es Sano, organizan el próximo 15 de febrero la mesa redonda “El precio de los medicamentos y su acceso a los pacientes”, en Palma de Mallorca.

El modelo actual global de innovación y acceso a medicamentos es insostenible. En Europa, como en el resto del mundo, el precio de los nuevos fármacos para enfermedades graves está creciendo cada año, amenazando la sostenibilidad de los sistemas de salud y obstaculizando el acceso de las poblaciones más vulnerables.

El incremento en los precios de los medicamentos contra la hepatitis C y el cáncer han revitalizado un debate que durante demasiado tiempo ha estado circunscrito a los círculos de expertos y activistas. Hoy, los pacientes y los contribuyentes de decenas de países –ricos, emergentes y pobres– no solo se preguntan si se desarrollarán los medicamentos que necesitan, sino de dónde saldrá el dinero para costearlos y por qué el precio que deben pagar es exorbitante.

Desde la creación de la campaña No es Sano en 2015, más de una treintena de organizaciones de todo el país se han adherido a su manifiesto y a sus iniciativas. Ahora la campaña se presenta en Palma con la celebración de la mesa redonda “El precio de los medicamentos y su acceso a los pacientes”, que analizará el actual sistema de investigación y desarrollo de fármacos; qué propuestas existen para reformarlo y garantizar el acceso de la ciudadanía a los medicamentos que necesita a un precio asequible; así como qué medidas pueden tomarse desde los gobiernos locales, autonómicos y nacionales para ello.

Con la participación de:

– Irene Bernal, coordinadora de Políticas de No es Sano
– Miguel Reyero, de Metges del Món e integrante de la Plataforma Ciutadana per la Sanitat Pública de Balears
– Francesc Puigventós, experto en evaluación de medicamentos y miembro de la Associació per a la Defensa de la Sanitat Pública de les Illes Balears
– María Eugenia Carandell, médica de Atención Primaria y coordinadora del Gabinete Técnico del IB Salut.
– Modera: Rafael Berlanga

Acto: Mesa redonda “El precio de los medicamentos y su acceso a los pacientes”

Día: Jueves 15 de febrero de 2018
Lugar: Salón de actos del Diario de Mallorca. C/Puerto Rico, 15.
Hora: 19:00

Lee el manifiesto y únete: www.noessano.org

 

La ADSP-IB reclama aumentar los recursos en áreas asistenciales y de inversión sin necesidad de financiación privada

La Asociación de Defensa de la Sanidad Pública de Baleares (ADSP-IB)ha reclamado el aumento de los recursos destinados a sostener la sanidad pública en sus áreas asistenciales –especialmente medidas estructurales para disminuir listas de espera– y de inversión sin necesidad de financiación privada, en relación a la reciente aprobación de los presupuestos de la Comunidad Autónoma para 2018.

Asimismo, desde la ADSP-IB también han pedido, a través de un comunicado, revertir la actual situación orientada a un progresivo aumento de la sanidad privada en detrimento de la pública y tomar medidas contra el incremento de los recursos destinados a conciertos y a medicamentos.

La Asociación ha publicado su tercer dossier informativo ‘Análisis y propuestas de los presupuestos sanitarios 2018 de Baleares’ en el que se revisan en profundidad y de forma crítica los presupuestos sanitarios de la Comunidad Autónoma aprobados en el Parlament.

Según el documento, Baleares es una de las regiones con un mayor nivel de privatización de la sanidad y, al mismo tiempo, el gasto sanitario público en relación al PIB (5,1%) es de los más bajos de todas las CCAA, estando por debajo de la media nacional.

En relación al aumento del dinero destinado a conciertos con medios ajenos, Baleares se ha multiplicado por 2,6 en los últimos diez años, y en 2018 ha pasado de 162,6 millones de euros a 174,5 millones de euros, lo que representa un ocho por ciento de incremento.

En cuanto al gasto en medicamentos, se prevén nuevos aumentos en el Presupuesto 2018. La ADSP-IB ha reclamado que se tomen iniciativas para la sostenibilidad del Servicio de Salud y la dotación suficiente para mejorar los recursos y estructuras técnicas de la sanidad pública dirigidas a la evaluación de medicamentos, material, dispositivos y tecnología sanitaria.

Concretamente, la asociación ha pedido una «intervención activa de Baleares en la Comisión Interministerial de Precios de los Medicamentos y no como meros observadores». Además, ha reclamado «potenciar la docencia, la gestión del conocimiento científico y la investigación en el área del medicamento«.

La ADSP-IB ha considerado «importante» la contratación de nuevos profesionales para cubrir las necesidades asistenciales «después de los recortes producidos los últimos años». En este sentido, ha subrayado que «el aumento del presupuesto en personal se dedique a las áreas que puedan revertir en disminución de listas de espera».

Por último, el aumento del presupuesto dedicado a la carrera profesional «es una oportunidad para mejorar su aplicación», han expresado desde la asociación, añadiendo que «en el manifiesto fundacional se ha propuesto una gestión sanitaria pública, con políticas de RRHH que potencien la dedicación exclusiva de los profesionales a la asistencia pública y debería ser un requisito, al menos para las plazas de jefes de servicio»

 

Fuente de esta noticia: mallorcadiario.com

Baleares es la segunda comunidad que más dinero gasta en conciertos y convenios con la sanidad privada

(Cadena Ser Ibiza. Entrevista 18/09/2017)
La Asociación de Defensa de la Sanidad Pública reclama más inversión para mejorar la calidad asistencial
Afirman que Baleares es la segunda comunidad que más porcentaje de recursos dedica a pagar conciertos y convenios con la sanidad privada y de hecho es la única partida, junto a la de gasto farmacéutico, que ha crecido. Hablan de un proceso de privatización que, en los últimos años, ha dejado en manos de empresas privadas servicios esenciales como los de radioterapia, hemodiálisis o neurocirugía.

Francesc Puigventós, miembro de la Junta Directiva de la Asociación, ha pasado por el programa Hoy por Hoy para Ibiza y Formentera para analizar la realidad de la atención sanitaria en las islas.

Puigventós recuerda que en el ránking que analiza la asistencia sanitaria pública en las distintas autonomías, Baleares ocupa el puesto 12 de 17. A pesar de ello, las encuestas realizadas entre la población reflejan que el 83% de los ciudadanos cree que la asistencia es buena, aunque solo un 14% afirma que ha mejorado.

La Asociación para la Defensa de la sanidad Pública de Baleares está creando una plataforma ciudadana, que en los próximos días presentará su manifiesto fundacional, con la que pretenden presionar al Govern para que destine más recursos a sanidad.

Entrevista completa en Radio Ibiza Cadena Ser:
Enlace con el MP3: aquí

Para información ampliada, puede consultar los dossiers informativos del “Observatorio de la Sanidad de IB”: Pulsando aquí

 

Font d áquesta entrevista: http://play.cadenaser.com

El negoci de les farmacèutiques, a debat

Experts en gestió sanitària alerten que els preus dels medicaments s’han incrementat sense motiu

SENSIBILITZACIÓ L’objectiu és informar la societat de les conseqüències del model actual i oferir alternatives. / I. VELÁZQUEZ

En els darrers anys els preus dels nous medicaments s’han disparat. La despesa farmacèutica del Servei de Salut de les Illes Balears (medicaments amb recepta, medicaments de l’hospital i productes sanitaris) ha augmentat, segons Francesc Puigventós, especialista en farmàcia hospitalària, al voltant d’un 15% en dos anys. Així se situà l’any passat en 455,5 milions d’euros.

“Si se segueix aquesta tendència, el sistema de salut serà insostenible perquè no podrem pagar tots aquests medicaments i aleshores quedarem sense atenció sanitària”, alerta Fernando Lamata, expert en política i gestió sanitària i president de l’Associació per un Accés Just al Medicament.

Per què són els preus excessius? Quant costa realment fabricar un medicament? I la recerca? Aquestes són algunes de les preguntes que planteja el llibre Medicamentos: ¿derecho humano o negocio?, del qual Lamata i Puigventós són dos dels coautors i que s’ha presentat aquesta setmana a Palma en un acte organitzat per l’Associació per a la Defensa de la Sanitat Pública de les Illes Balears. Segons el llibre, en què també han participat economistes i advocats, el cost de fabricació i el cost d’investigació són molt inferiors al preu de venda, de manera que un medicament que al Servei de Salut li costa 10.000 euros per tractament a l’any té un cost de fabricació de 50 euros. Si hi sumam el cost d’investigació, no arriba als 300 euros.

Monopoli

Segons Lamata, el que fa que els laboratoris puguin posar uns preus tan alts és que tenen un monopoli, és a dir, tenen una patent concedida per l’Estat. La patent als medicaments és una cosa relativament recent, a l’Estat existeix de l’any 1992, i la justificació per crear-la va ser “perquè d’aquesta manera es finançava la investigació”. El model de patents es va començar a generalitzar arreu del món i a finals dels 90 els preus “es començaren a disparar i la indústria farmacèutica començà a generar el doble de beneficis que la resta d’indústries”. Amb la financerització del sector, és a dir, l’entrada dels fons d’inversió als laboratoris, els beneficis continuen augmentant perquè l’objectiu, apunta Lamata, “és guanyar doblers, com és lògic, i no la salut del pacient”. “El que no és lògic és que nosaltres -l’Estat- li donem un instrument, que és la patent, perquè posi sobrepreus; no estava pensada per a això”, hi afegeix. L’actual model “està resultant molt eficient per a la indústria però molt ineficient per a la societat”, explica Lamata, qui denuncia la falta de transparència dels costos reals. “Per poder negociar amb la indústria, fa falta tenir bona informació, saber quins beneficis està tenint una indústria en concret”, assevera Lamata, qui considera que els estats haurien d’utilitzar més un mecanisme que està previst a la llei que és la llicència obligatòria, que permet retirar la patent. “Si en la negociació no hi hagués un acord raonable mirant les dades del que va costar la investigació i del que costa fabricar, s’hauria d’aplicar la llicència i permetre que altres puguin fabricar aquest medicament immediatament”, conclou.

Efectes “perversos”

“Ens hem adonat que en aquest model hi ha molts efectes perversos, no només la ineficiència, sinó també l’orientació de la investigació, les prioritats”, assenyala Lamata. “Cada any moren a Europa 25.000 persones per no tenir un antibiòtic eficaç, perquè no s’està investigant en nous antibiòtics”, hi afegeix. En aquest sentit, Puigventós recorda que en els darrers anys només el 50% dels fàrmacs nous presenta avantatges terapèutics rellevants i menys del 10% són realment innovadors. La indústria farmacèutica destina gairebé el doble dels beneficis a màrqueting que a investigació. Sota el concepte de ‘màrqueting’ s’emmarquen, segons Lamata, les visites comercials al personal sanitari, el finançament de congressos i de publicacions mèdiques i bona part del finançament de les associacions de pacients. “Controla el coneixement i això és gravíssim”, sentencia.

Alternatives

L’alternativa, segons Lamata i Puigventós, és un model de finançament de la investigació amb fons globals, de manera que la recerca no estigui condicionada per l’interès econòmic. “La prioritat de la investigació hauria de ser fixada per comitès independents i la gestió de la investigació hauria de ser com a molts països, també a l’Estat, mitjançant instituts d’investigació públics”, explica Lamata, qui hi afegeix que haurien de gestionar aquests projectes fins a la fase de comercialització. “Aquesta fase final, ara la fa la indústria i per això ens demana la patent”, recorda Lamata, qui destaca que ja hi ha una vuitantena d’experiències que demostren que es pot fer.

“Un estat no pot necessitar caritat”

Que la Fundació Amancio Ortega faci una donació al Govern de les Illes Balears per a la compra d’equips de diagnòstic i tractament del càncer és, per Fernando Lamata, expert en gestió sanitària, un exemple molt gràfic de les conseqüències del model de finançament de medicaments actual.

“Abans la salut pública tenia la millor tecnologia, s’ha retallat la inversió en equipaments i en personal i ha augmentat la despesa farmacèutica”, recorda Lamata, per qui “un estat no pot necessitar caritat, ha d’exigir els impostos justos, evitar el frau fiscal i fer que tinguem els doblers suficients per poder finançar els equipaments que necessitam”.

Font d áquesta noticia: www.arabalears.cat